Artículos de Arte
Faber est suae quisque fortunae

Las cuevas de Ellora (II). Arquitectura

Este complejo de cuevas es el más grande del mundo, sirvieron como monasterios y templos, y fueron excavadas en la roca comenzando desde arriba hacia abajo, o por el frente pero también en el mismo sentido, y como habíamos visto en el anterior artículo lo fueron por hindúes, budistas y jainistas, datándose en el período que va del año 600 al 1000. Hay más de 100 cuevas en este lugar, todas excavadas en los acantilados de basalto de las colinas Charanandri (34 de las cuales están abiertas al público y son sobre las que disertamos en este artículo). Fueron realizadas cercanas unas a otras e ilustran la armonía religiosa que existía en la antigua India. Todos los monumentos de Ellora fueron excavados durante las dinastías hindúes, como la dinastía Rashtrakuta, que construyó parte de las cuevas hindúes y budistas, y la dinastía Yadava, que construyó varias cuevas jainistas. La financiación para la excavación de los monumentos fue proporcionada por la realeza, los comerciantes y las gentes adineradas de la región.

Aunque las cuevas sirvieron como monasterios, templos y una parada de descanso para los peregrinos, la ubicación del sitio en una antigua ruta comercial del sur de Asia también lo convirtió en un importante centro comercial en la región de Deccan.

Algunas de las cuevas de Ellora tienen diseños sorprendentemente originales. Por ejemplo, la Cueva 1 tiene pasillos simples con nichos en las paredes; las cuevas 2 y 3 tienen salas con pilares en el centro; las cuevas 5, 6, 18 y 22 tienen salas con galerías laterales; las cuevas 4, 8, 14, 17 tienen cámaras santuario separadas de la pared posterior; las cuevas 11 y 12 son cuevas de tres pisos; y la cueva 29 tiene tres entradas. El plano de la Cueva 29 puede ser un desarrollo del plano de la Cueva 5. La única excavación con un techo absidal es la Cueva 10.

La planta del piso superior del templo de Kailāsanātha (Cueva 16), se ha repetido hasta cierto punto en el Chhota-Kailāsha (Cueva 30), es similar al de los templos de Pattadakal. Pero el plano de la planta baja, particularmente en su parte trasera, es interesante porque en lugar de una línea de celdas subsidiarias como en el caso del templo Kailāsanātha de Kānchipuram, hay una galería de iconos.

La cueva 16, en particular, es un diseño para recordar el monte Kailāsh, morada del dios Śiva, y presenta la excavación de roca monolítica más grande del mundo, el templo Kailāsanātha, excavado en forma de carro dedicado a este dios. Durante la excavación del templo también se realizaron esculturas que representan a los dioses, diosas y mitologías hindúes, incluso 2 elefantes a tamaño natural, así como paneles en relieve que resumen las dos epopeyas hindúes principales, el Mahābhārata y el Ramāyāṇa.

Izq.: Techo absidial, Cueva de Ellora nº 10, Caitya, Vishwakarma, Ellora, India

Drcha..: Dhvajasthambha, Cueva de Ellora nº 16, Templo Kailāsanātha, Ellora, India

Las cuevas contienen una gran variedad de pilares, cuya tipología es: cuadrado liso u octogonal, kumbha-valli, kalasa (con o sin cuello) rematado, kumbha-vallicum-kalasa cuadrado rematado y empotrado, que muestra uno o más de los diseños mencionados anteriormente. El manastambha independiente que se encuentra frente a la Cueva 32, que una vez estuvo en ruinas y que ahora está restaurado, es un ejemplo elegante del tipo kalasa (con cuello) rematado. Los dos imponentes dhvajastambhas de la Cueva 16 son especialmente notables debido a sus diseños decorativos altamente estilizados y su concepción novedosa. Su forma cuadrada, sus tallas en bajo relieve y su carácter afilado los convierten en ejemplos únicos de los pilares de los templos indios.

Los templos ofrecen bastantes ejemplos, tanto en relieve como en busto redondo, de estructuras sobre maṇḍapas o sobre el santuario principal. La estructura sobre el santuario principal de la Cueva 16, es un maravilloso ejemplo del estilo drávida. De hecho, es probablemente el más fascinante y magnífico de todos. Muchos detalles son prototipos del estilo chalukya, como el prominente sukanasa frente a la estructura, o el maṇḍapa con tres grandes puertas y nichos en las paredes del santuario. El diseño de los ikharas en los templos, en los últimos momentos del país de Kannada, se convirtió en réplicas en miniatura del ikhara del santuario principal. Esta última característica ya es evidente en los templos de Pattadakal. Aunque es similar en varios aspectos a la Cueva 16, la estructura de la Cueva 30 es distinta al tener una celda con una imagen en ella.

La elegante arquitectura de la chaumukhmaṇḍapa frente a la Cueva 32 parece ser una réplica en miniatura de la de la Cueva 16. Sin embargo, en un examen más detallado, se encuentran algunas características interesantes, como los diseños prominentes de las ventanas del caitya y el soplado de caracolas bhutas.

Relieves del balcón de la Cueva de Ellora nº 10, Caitya, Vishwakarma, Ellora, India

Las arquitecturas en la pared del balcón de la Cueva 10 son únicas. El relieve tallado sobre la abertura en el centro de la pared, formado por tres arcos, es sorprendente. Tiene un diseño decorativo altamente desarrollado que se asemeja al tallado sobre el dintel del templo Gupta en Deogarh. Los dos relieves restantes, sobre los nichos en cada extremo de la pared, son de carácter más decorativo.

El nicho norte tiene diseños de ventanas caitya prominentes y es similar al de la chaumukhmaṇḍapa de la Cueva 32. Además, tiene afinidades con la estructura del templo en Gop. El otro nicho parece representar la estructura de un templo Rekha (donde se puede dibujar una línea recta o rekha desde el ikhara hasta el zócalo) con algunos diseños de amalaka prominentes. Además de estos, hay hermosas representaciones de salas y koshthas en el dintel de las puertas de santuarios de algunas de las cuevas, especialmente del grupo Jaina.

Hay varios detalles que son ejemplo de un templo indio, como los aleros de una kapota con desplazamiento en las esquinas, el nido de paloma generalmente llamado diseño de ventana caitya (kuu en tamil), toraas o arcos sobre los nichos que también se ven en los monumentos de aquí. De estos, los toraas merecen una mención especial. Son principalmente de tres tipos, makara, patra y chitratoraas. Hermosas makaratoraas se ven sobre Tārā y Mahāmāyūrī en la Cueva 6.

Algunas de las representaciones escultóricas más notables se pueden ver en la Cueva 16, pero de eso hablaremos en el próximo artículo.

Bibliografía

Srinivasan, P.R., Ellora, Archaelogical Survey of India, New Delhi, 2007

Publicado en Julio de 2020  © Ramón Muñoz López